El efecto 15J

Esta semana he tenido dos citas. Las dos con gente conocida a través de las redes y el intercambio de correos. Una profesional, otra personal. Con una me sentí encorsetada, sin saber que pintaba realmente allí.

La otra fue el viernes. Dejé a Moquete con Papá y entre brochazo y brochazo de colorete aparqué mis inseguridades. En el ascensor conseguí deshacerme de las dudas sobre que demonios pintaba en otra quedada en la que no conocía a nadie. Y mientras iba llegando al centro me iba auto convenciendo para tirar a una alcantarilla mi timidez.

No tuve tiempo porque una niñasinnombre me la arrancó según llegue tras plantarme un par de besos:
– No conozco a nadie.
– Chicas, habrán paso que ha llegado Urban (como si fuera alguien y tuvieran que conocerme)

Las chicas fueron geniales. Todas. Y los chicos, que no quiero pasarlos por alto, que al final fueron dos más de nosotras.

Algunas de las alocadas bloggeras de la noche

Yo no voy a mencionar a nadie. No quiero dejar ningún nombre en el tintero. Pero el calor, el afecto, las risas y las experiencias vividas fueron inmejorables. ¡Que diferencia con mi primera experiencia de quedada tuitera!

Y es que se nota cuando la gente es de verdad, cuando no se imposta una sonrisa, ni alguna lagrimilla -que también vi caer con el monologo de Vanina-. Esto es lo que pasa con gente con corazón, uno tan grande que en el tienen cabida 53 nuevas amigas encontradas una noche en una terraza de Madrid.

¿Sabéis lo que os digo? ‘Viva el efecto 15J!

Anuncios

11 comentarios en “El efecto 15J

  1. Un hurra enorme por esa noche, y por las 53 que la hicimos real…porque si algo se notaba eran las ganas de pasarlo bien…no sabes la alegría que me produce que os gustara la pequeña actuación…tenía muchoooo miedo, jajajaja…
    Un placer y hasta la próxima!!

  2. Qué ilusión ver que mereció la pena para ti. Todas ibamos con ilusión y ganas pero sin saber exactamente cómo sería. Pero las chicas 15J iban con un propósito común y era pasarlo bien, con unas ganas locas de conocernos las unas a las otras y desvirtuallizarnos. Yo lo he comentado con mis socias. Y digo: 52 mujeres que nos llevemos tan bien, que nos achuchemos y besemos sin envidias, roces ni chorradas es mágico, ¿o no?
    Me ha encantado ver tu impresión y me alegro que te sintieras bien al recibirte.
    Espero que volvamos a coincidir! Muaccccc

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s